martes, 31 de mayo de 2011

LUIS FELIPE II DE ORLEANS. DUQUE DE ORLEANS.

Luis Felipe José de Orleans. Nació el 13 de abril de 1747 en el Chateau de Saint Cloud, Francia. Hijo de Luis Felipe I de Orleans, Duque de Chartres, y de Luisa Enriqueta de Borbón. Luego de la muerte de su abuelo en 1752, Felipe de Orleans heredó el título de Duque de Chartres. El 05 de abril de 1769 en Versalles, Luis Felipe se casó con María Luisa Adelaida de Borbón, hija de su primo, Luis Juan María de Borbón, Duque de Penthièvre, Gran Almirante de Francia y el hombre más rico del país, y de María Teresa de Este, Princesa de Módena. De dicho matrimonio nacieron seis hijos: hijo nacido muerto; Luis Felipe de Orleans, Rey de Francia, casado con la Princesa María Amalia de la Dos Sicilias; Luis Antonio de Orleans; María Luisa de Orleans; Francisca de Orleans; y Luis Carlos de Orleans. El Duque era un conocido mujeriego y, al igual que sus antepasados ​​Luis XIV de Francia y Felipe II, Duque de Orleans, tuvo varios hijos ilegítimos. Durante los primeros meses de su matrimonio, parecían estar enamorados, sin embargo Luis Felipe pronto adoptó la misma vida de libertinaje llevada antes de su matrimonio. El Duque reconoció un hijo que tuvo con Françoise Marguerite Bouvier de la Mothe de Cepoy, Condesa de Buffon: Víctor Leclerc de Buffon, conocido como el Caballero de Saint-Paul y Caballero de Orleans. Cuando Luis XVI se convirtió en Rey en 1774, Felipe, padre de Luis Felipe, era visto como antirealista a los ojos de la corte. María Antonieta lo odiaba por cosiderarlo traidor, hipócrita y egoísta, y a su vez, él la despreciada por su lujoso e inmoral estilo de vida. En noviembre de 1785, tras la muerte de su padre, el nuevo Duque de Orleans, se convirtió en el Jefe de la Casa de Orleans, una de las familias más ricas de Francia, y en primer Príncipe de la Sangre. En 1778, Luis Felipe sirvió en la escuadra del Conde de Orvilliers y estuvo presente en la batalla de Ouessant, una batalla naval contra los británicos durante la Guerra de Independencia el 27 de julio de 1778. Sin embargo fue retirado de la marina, debido en parte al odio que la Reina sentía hacia él y también a su presunta cobardía e incompetencia. Como compensación, se le dio el cargo honorario de Coronel General de húsares. Luis Felipe, miembro del club jacobino, utilizó su riqueza y conexiones familiares para ayudar a difundir las ideas revolucionarias de Jean-Jacques Rousseau y Montesquieu. Primo del Rey Luis XVI y por lo tanto miembro de la familia Borbón, el Duque abrió el Palacio Real a los jacobinos como refugio de los censuradores realistas. Este palacio, que estaba exento de la censura del gobierno, permitió a los jacobinos reunirse en París no sólo para discutir y debatir los principios revolucionarios, sino también para imprimir y distribuir folletos a los parisinos. Debido a su poder social, económico y político, Luis Felipe fue capaz de crear un centro de ideología revolucionaria que jugó un papel importante en el debilitamiento de la corona. A menudo visitaba Gran Bretaña, convirtiéndose en un íntimo del Príncipe de Gales. Se hizo muy popular en París por sus grandes donaciones a los pobres en épocas de hambruna. A unas cuadras del Palacio de las Tullerías, donde el Rey había sido colocado después de haber sido expulsado de Versalles, el Palacio Real se convirtió en un lugar para los nobles ricos que se habían unido al club jacobino. Allí, los nobles empezaron a debatir y difundir las ideas de la Ilustración y el Rey perdió su acceso a algunos de los aristócratas más influyentes. Sin la habilidad de Luis XVI para mantener a los nobles de su lado, se hizo imposible para él controlar y revertir el creciente sentimiento antirealista. En la Asamblea de Notables en 1787, Luis Felipe mantuvo su postura antirealista, dando lugar a sospechas de que estaba conspirando para desplazar a Luis XVI. Luego de que el Tercer Estado se separó de los Estados Generales y creó la Asamblea Nacional, Luis Felipe fue uno de los primeros en romper con los Estados Generales y unirse a la Asamblea Nacional. El Duque fue acusado de haber privado intencionadamente de trigo al pueblo de París, causa directa de la Marcha del 05 de octubre en Versalles. El Marqués de La Fayette, aparentemente celoso de la popularidad de Luis Felipe, persuadió al Rey para enviar al Duque en una misión a Gran Bretaña, en consecuencia permaneció en Inglaterra desde octubre de 1789 a julio de 1790. A su regreso el Duque de Orleans trató de mantenerse alejado de la política mundial, sin embargo el Rey aún sospechaba de su accionar. Su falta de aspiraciones políticas se pudo comprobar al notar que él no intentará obtener la posición de liderazgo luego de la huida del Rey a Varennes en junio de 1791. En un intento de mostrar su apoyo a la filosofía democrática y a la ilustración, cambió su nombre por el de Felipe Igualdad. Luego de la caída de la monarquía, Luis Felipe arriesgó su propia vida para salvar a varios sospechosos de atentar en contra del régimen revolucionario. Todos los Borbones de Francia, incluyendo Felipe Igualdad, fueron detenidos el 05 de abril de 1793. En primer lugar fueron encarcelados en París, luego trasladados a la fortaleza de Saint-Jean en Marsella y finalmente traídos nuevamente a París en octubre de ese mismo año. Como miembro de la Casa de Borbón, Luis Felipe fue sometido a juicio y guillotinado el 06 de noviembre de 1793 en París, a los 46 años de edad. Su cuerpo fue sepultado en el cementerio de la Madeleine, en París, donde Luis XVI, María Antonieta y cientos de ejecutados en la plaza de la revolución fueron depositados. Sus restos nunca fueron encontrados.

lunes, 30 de mayo de 2011

LUIS FELIPE I DE ORLEANS. DUQUE DE ORLEANS.

Luis Felipe de Orleans. Nació el 12 de mayo de 1725 en el Palacio de Versalles, Francia. Único hijo sobreviviente del Luis de Orleans, Duque de Orleans y de la Princesa Juana de Baden-Baden. A su nacimiento recibió el título de Duque de Chartres. Luis Felipe tenía apenas quince años cuando se enamoró de su prima, la Princesa Enriqueta de Francia, segunda hija del Rey Luis XV de Francia y de la Reina María Leszczynska, de nacimiento Princesa de Polonia. Luego de un análisis entre el Rey y su primer ministro, el Cardenal Fleury, se decidió no aprobar el posible matrimonio, debido a que dicha unión llevaría a la Casa de Orleans demasiado cerca del trono. En 1743, su abuela paterna, Francisca María de Borbón, la formidable Duquesa de Orleans, y Luisa Isabel, Princesa viuda de Conti, arreglaron su matrimonio con otra prima de diecisiete años, Luisa Enriqueta de Borbón, miembro de la Dinastía de Borbón-Conti, otra rama colateral de la Casa de Borbón. A través del mismo se esperaba que se cerrara una brecha de cincuenta años de enemistad entre ambas familias. El padre Luis Felipe, Luis el Piadoso, dio su consentimiento para el matrimonio, convencido de que la joven esposa, al haberse criado en un convento, sería ideal para su hijo. La novia era hija de Luis Armando de Borbón, Príncipe de Conti y de Luisa Isabel de Borbón. La pareja se casó el 17 de diciembre de 1743 en la capilla del Palacio de Versalles. Luego de unos meses de pasión que sorprendió a todos en la corte, la pareja comenzó a distanciarse, y la nueva Duquesa de Chartres comenzó a llevar una vida escandalosa. Esto llevó a que su suegro, nunca reconociera a sus nietos como tales. De dicho matrimonio nacieron tres hijos: una hija que murió a los 6 meses de edad; Luis Felipe José de Orleans, conocido como Felipe Igualdad durante la Revolución Francesa, casado con María Luisa Adelaida de Borbón, Señorita de Penthièvre, y padre del Rey Luis Felipe I de Francia; y María Luisa de Orleans, casada con Enrique II, Príncipe de Condé. Luis Felipe luchó junto al ejército francés en la Guerra de Sucesión de Austria. A la muerte de su padre en París el 04 de agosto de 1752, Luis Felipe se convirtió en Duque de Orleans y en Jefe de la Casa de Orleans. También se convirtió en primer Príncipe de la sangre, Duque de Valois, Nemours y de Montpensier. Luego de la muerte de su esposa, el 09 de febrero de 1759, a los 32 años de edad, Luis Felipe se retiró a su castillo de Bagnolet, donde ocupó su tiempo con obras de teatro y con reuniones con intelectuales. En ese período tomó como amante a Etiennette Le Marquis, una ex bailarina que le gustaba actuar en obras de teatro de comedia, y que lo introdujo en el mundo del teatro. De dicho amorío nacieron 3 hijos, criados bajo el cuidado de la familia de Orleans: Luis Etienne de Orleans, Conde Abad de Saint-Phar; Luis Felipe de Orleans, Conde

domingo, 29 de mayo de 2011

MARIA LUISA DE ORLEANS.

María Luisa de Orleans. Nació el 05 de agosto de 1726 en el Palais-Royal, París, Francia. Hija de Luis de Orleans, Duque de Orleans, y de la Princesa Johanna de Badén-Badén. Al momento de su nacimiento, su padre tenía el grado de prestigio de Primer Príncipe de la Sangre, era primo segundo del entonces Rey Luis XV y nieto del Rey Luis XIV. Su madre era hija del famoso General Guillermo Luis, Margrave de Baden-Baden. Su madre murió tres días después de dar a su hija. Mientras que su padre se convirtió en un fanático religioso tras la muerte de su amada esposa. En su corta vida, María Luisa fue conocida en la corte como Mademoiselle de Orleans con el tratamiento de Alteza Serenísima. La pequeña Princesa murió a la edad de 1 año y 8 meses, el 14 de mayo de 1728 en el castillo de Saint-Cloud, cerca de París. Fue sepultada en el convento de Val-de-Grâce en París.

sábado, 28 de mayo de 2011

DUQUE LUIS DE ORLEANS.

Luis de Orleans. Nació el 04 de agosto de 1703 en el Palacio de Versalles, Francia. Hijo del Felipe II, Duque de Orleans y de María Francisca de Borbón, hija legitimada del Rey Luis XIV de Francia y de su amante, Madame de Montespan. A su nacimiento recibió el título de Duque de Chartres como heredero de la fortuna de los Orleans y de los títulos nobiliarios. Fue criado por su madre y su abuela, Isabel Carlota del Palatinado. Tras la muerte de su abuelo materno Luis XIV en 1715, su padre fue elegido como Regente del país durante la minoría de edad del nuevo Rey, Luis XV. Durante la Regencia, Luis fue visto como el "tercero en importancia del reino", inmediatamente después de Luis XV y de su propio padre, el Regente. Fue admitido formalmente a la Régence Conseil el 30 de enero de 1718. A pesar de los deseos de su padre, Luis nunca jugó un papel excesivamente público o político en Francia. Al año siguiente, fue nombrado gobernador del Delfinado. Posteriormente recibió un título nuevo en la Corona, en 1720 se convirtió en Gran Maestro de la Orden de Saint-Lazare y de Jerusalén. En 1721, bajo la influencia de su padre, fue nombrado Coronel General de l'Infanterie y mantuvo ese puesto hasta 1730. Luego de la muerte de su padre el 02 de diciembre de 1723, Luis asumió el título hereditario de Duque de Orleans y se convirtió en el Jefe de la Casa de Orleans. También se convirtió en el siguiente en la línea de sucesión al trono de Francia hasta el nacimiento del hijo primogénito de Luis XV en 1729. A la muerte del Regente, su hijo aún permanecía soltero, En 1721, el embajador de Francia a Rusia propuso un matrimonio entre Luis y una de las dos hijas solteras del Emperador Pedro I de Rusia: la Gran Duquesa Ana Petrovna, o su hermana menor, la Gran Duquesa Isabel Petrovna. Pero la idea pronto debió ser abandonada, ya que surgieron dificultades en relación con la religión y el orden de precedencia. Luis fue sólo un bisnieto del Rey de Francia y, como tal, sólo estaba facultado para usar el tratamiento de Alteza Serenísima. Una Gran Duquesa de Rusia, sin embargo, como una hija del Zar, tenía derecho al tratamiento de Alteza Imperial. Ana Petrovna finalmente se casó con el Duque de Schleswig-Holstein-Gottorp. Otra posible novia considerada fue su prima hermana Alejandrina de Borbón. En 1723, se propuso una Princesa alemana, Juana de Baden-Baden, hija de Luis Guillermo, Margrave de Baden-Baden y de la Princesa Augusta Sibylla de Sajonia-Lauenburg. El matrimonio por poderes tuvo lugar el 18 de junio de 1724 en Rastatt, Baden-Württemberg, Alemania; y personalmente el 13 de julio en la ciudad de Sarry, Francia. Se enamoraron a primera vista. La pareja ducal tuvo dos hijos, pero sólo uno sobrevivió a la infancia: Luis Felipe de Orleans, casado con Luisa Enriqueta de Borbón; y Luisa María de Orleans. El 05 de septiembre de 1725, se celebró la boda de Luis XV con la Princesa polaca María Leszczynska en Fontainebleau. Con anterioridad, el Duque de Orleans había representado al Rey en la ceremonia de matrimonio por poder, que había tenido lugar el 15 de agosto en Estrasburgo, Francia. La joven Reina posteriormente sentiría una gran simpatía por la tranquilidad y piedad del Duque. Al año siguiente, el 08 de agosto de 1726, la joven esposa del Duque murió tres días después del nacimiento de su segundo hijo, María Luisa, en el Palais-Royal de París. Luego de la temprana muerte de su esposa, y hasta su propia muerte en 1752, Luis vivió bajo estrictas normas autoimpuestas. Su tía, Isabel Carlota de Orleans, Duquesa de Lorena, propuso a sus dos hijas Isabel Teresa y Ana Carlota como posibles esposas pero Luis se negó a contraer nuevamente matrimonio. En 1730, el Cardenal Fleury destituyó al Duque del cargo de Coronel General de la infantería, lugar que había ocupado durante nueve años. Posteriormente, Luis se convirtió en una persona cada vez más religiosa. Alrededor de 1740, ordenó que un sacerdote se quedara con él en el Palacio Real durante una enfermedad. Posteriormente decidió retirarse a la abadía de Sainte-Geneviève de París. A partir de entonces, fue conocido como Luis el Génovéfain. Se retiró a la vida privada, se dedicó a la traducción de los Salmos y de las epístolas paulinas, a proteger a los hombres de ciencia y la gestión de su riqueza. Al igual que su primo, el Duque de Penthièvre, fue elogiado por sus obras de caridad. Luego del nacimiento de su hijo, Luis expresó su preocupación por la educación de su hijo. Su hijo, Luis Felipe quiso casarse con Henriette, segunda hija de Luis XV, pero el Rey se negó, argumentando que no quería que la Casa de Orleans volviera a ser tan poderosa como lo fue durante la regencia. El Duque Luis de Orleans murió el 04 de febrero de 1752, a los 48 años de edad, en la Abadía de Sainte-Geneviève, luego de haber perdido la mayor parte de su cordura. Fue sepultado en el Val-de-Grâce en París.

viernes, 27 de mayo de 2011

LUISA ADELAIDA DE ORLEANS. ABADESA DE CHELLES.

Luisa Adelaida de Orleans. Nació el 13 de agosto de 1698 en el Palacio de Versalles, Francia. Hija de Felipe de Orleans, y de Francisca de Borbón, hija legitimada del Rey Luis XIV de Francia. Luego de la boda de su tía Isabel Carlota de Orleans, Luisa Adelaida fue conocida en la corte como la Señorita de Chartres. Posteriormente, tras el matrimonio de su hermana mayor en 1710, María Luisa de Orleans con Carlos, Duque de Berry, pasó a ser conocida como la Señorita de Orleans. Se dice que era la hija más bella del Duque de Orleans. Según su abuela, Luisa Adelaida era una apasionada de la música e interesada en la teología y las ciencias. Particularmente le interesaba todo lo relacionado a la cirugía. Luisa Adelaida y su hermana Carlota Aglaé fueron colocadas en la Abadía de Chelles desde una edad temprana. Su educación se vio interrumpida brevemente para asistir a la boda de su hermana María Luisa. Inicialmente, la Luisa Adelaida fue considerada como una posible novia para su primo, Luis Augusto de Borbón, Príncipe de Dombes, hijo mayor y Heredero de la inmensa fortuna del Duque de Maine y de Ana Luisa de Borbón. A pesar del buen partido, la joven rechazó la propuesta de matrimonio, por lo que el Príncipe se volvió hacia su hermana menor, Carlota Aglaé, que también rechazó la mano. Otro posible candidato fue James Francis Edward Stuart. En 1716 Luisa Adelaida quiso casarse con el Caballero de Saint-Maixent, quien la había salvado de un accidente durante una cacería, provocándole una lesión que casi resultó fatal. Luisa Adelaida intentó de todo para tratar de obtener el permiso de sus padres para casarse con el joven Caballero. Sin embargo ninguno estuvo de acuerdo con ello. La Duquesa de Orleans se horrorizó ante la propuesta, tratando tan duramente a su hija que se dice que eso la animó a tomar los hábitos. Fue el 31 de marzo de 1717 que tomó oficialmente los hábitos, la ceremonia se llevó a cabo frente a sus padres. Como resultado de la vida escandalosa llevada a cabo por su hermana mayor, la Duquesa viuda de Berry, Luisa Adelaida decidió convertirse en monja. Sus padres, así como su abuela paterna, se opusieron a ello, pero su volutad prevaleció. Como una monja, tomó el nombre de Hermana San Bathilde. Durante la Regencia de Luis XV, Luisa Adelaida fue vista como la principal "figura religiosa" del país. En 1719, se convirtió en la Abadesa de Chelles, cargo que ocupó hasta su muerte. Luisa Adelaida de Orleans, murió a los 44 años de edad a causa de la viruela en el Convento de la Magdalena de Traisnel en París, el 10 de febrero de 1743.

jueves, 26 de mayo de 2011

JUAN FELIPE DE ORLEANS. CABALLERO DE ORLEANS. GRAND PRIEUR DE ORLEANS.

Juan Felipe de Orleans. Nació el 28 de agosto de 1702 en Chilly-Mazarin, París, Francia. Hijo ilegítimo de Felipe de Orleans, Regente de Francia, y su amante María Luisa Le Bel de La Bussière, conocida como la Condesa d'Argenton o madame d'Argenton. Su padre estaba, por primera vez en su vida, profundamente enamorado de su madre. Sin embargo el romance no era aprobado por el Rey Luis XIV, y mucho menos por la esposa de Felipe. Al poco tiempo de su primer encuentro, María Luisa estaba embarazada y se instaló en una casa muy cerca del Palais-Royal. Luego de varios años, el Duque se vio obligado a renunciar a ella, ya que el Rey condicionó el matrimonio de la hija del Duque con el Duque de Berry, nieto de Luis XIV, a la separación de la pareja. Su padre lo legitimó en 1706, con el permiso del Rey Luis XIV. Juan Felipe fue educado en el Colegio jesuita de París. Bajo la dirección del Mariscal de Tessé, el joven fue nombrado General de Galeras en junio de 1716. A la muerte de Luis XIV, en septiembre de 1715, su padre Felipe de Orleans fue nombrado miembro del Consejo de Regencia y el Duque du Maine Regente de Francia. Felipe se dirigió al parlamento y logró que lo nombraran Regente, tal cual la primer voluntad del difunto Rey. La Regencia de Felipe duró desde 1715 hasta la mayoría de edad de Luis XV en 1723. Posteriormente se convirtió en Gran Maestre o Gran Prior de los Caballeros de la Orden de Malta en Francia. Este nombremiento fue llevado a cabo con la autorización del Papa Clemente XI el 26 de septiembre de 1719. El 08 de enero de 1721 Jean Felipe se convirtió en el Abad de la abadía de Saint-Pierre-dans Hautvillers la Marne, cuatro meses después de la muerte del anterior Abad, monseñor de Noailles. Durante la Regencia, llevó a cabo varias misiones diplomáticas en nombre de su primo, el Rey Luis XV. En 1726 fue nombrado Grande de España por el Rey Felipe V de España. Juan Felipe tuvo una hija natural, llamado Angélica de Villars, nacida en 1723. Angélica era hija de Gabrielle de Noailles, quien a su vez era hija de Adrien Maurice de Noialles y Carlota Francisca d'Aubigné, sobrina de madame de Maintenon. Jean Felipe de Orleans murió el 16 de junio de 1748 en París, a los 46 años de edad.

miércoles, 25 de mayo de 2011

CASA REAL DE RUMANIA. CAMBIO DE APELLIDO DE LA FAMILIA REAL.

Dinastía de Rumania. Bucarest, Rumania, 19 de mayo de 2011. A punto de cumplir los 90 años de edad el próximo mes de octubre el ex Rey Miguel I de Rumania, el hombre bueno y tranquilo, ha decidido cortar de forma definitiva los vínculos dinásticos que históricamente han unido estrechamente a la Casa Real de Rumania con la familia de los Príncipes de Hohenzollern-Sigmaringen, aquella que en 1866 dio a Rumania su primer Monarca en la persona del Rey Carol I de Rumania. Según ha afirmado a la prensa el abogado del ex Rey, el señor Ioan Luca Vlad, por decreto, Miguel I ha dejado clara su voluntad de "rumanizar" su Dinastía prescindiendo para siempre del apellido "Hohenzollern-Sigmaringen", que hasta ahora ha sido el empleado por los miembros de la Familia Real rumana, y de desprenderse para siempre de "los tradicionales vínculos históricos y dinásticos" con la familia Hohenzollern con la que en los últimos años ha mantenido una relación un tanto difícil. Aparentemente los motivos para la toma de tal decisión, es el conflicto generado entre su familia y los Príncipes alemanes, cuando Miguel concedió el título de Príncipe de Hohenzollern-Veringen a su yerno, Radu Duda, y por otro lado, también el temor de que los Hohenzollern pudieran reclamar algún día la jefatura de la casa real rumana, en perjuicio de los descendientes del ex Rey. Así, todos los miembros de su Casa pasan a transformarse en "de Rumania" al tiempo que se ven obligados a prescindir de sus títulos de procedencia alemana. Una decisión sin duda sorprendente pero que no carece de sentido habida cuenta de los problemas que su procedencia alemana generó siempre a la Dinastía rumana, que históricamente pagó un alto precio político por ello durante las dos Guerras Mundiales. De hecho hace ya tiempo que Radu Duda, esposo de la Princesa Margarita, Heredera y primogénita de Miguel I, decidió dejar de utilizar el apellido "Hohenzollern-Sigmaringen" que en 1999 le había autorizado a usar su primo alemán el Príncipe Federico Guillermo de Hohenzollern, pasando desde entonces a denominarse Príncipe Radu de Rumania. Desde la caída del comunismo, la Familia Real rumana ha ido ganando una creciente popularidad en su país donde desde hace años disfruta de los numerosos palacios y propiedades que el Gobierno le reconoció como suyos. La presencia del Rey Miguel I, de su primogénita y de su esposo se siente por todas partes, y todos ellos mantienen una muy activa vida social y representativa tanto en Bucarest como en Timisoara y otras ciudades del país, donde siempre son recibidos con enorme interés por parte de la población local. Padre de cinco hijas, Miguel I también ha resuelto en fechas recientes el problema de la sucesión dinástica, que según las leyes tradicionales a falta de varón, como aquí es el caso, debería hacer recaer los derechos sucesorios en los Príncipes de Hohenzollern-Sigmaringen. Para resolver tan delicada cuestión hace ya algún tiempo que el ex Rey declaró que tras su hija la Princesa Margarita los derechos a la jefatura de la casa real recaerán en su nieto Nicolás Medforth-Mills, primogénito de su hija la Princesa Elena, ahora convertido en Príncipe Nicolás de Rumania y que últimamente le acompaña a numerosos actos oficiales. Tan compleja situación dinástica no es ajena a esta decisión de cortar los lazos con los orígenes alemanes de la Dinastía, si bien este decreto ya ha levantado las críticas de la única piedra que Miguel I tiene en el zapato en su propio país: el autotitulado Príncipe Pablo de Rumania, nieto del Rey Carol II de Rumania que aunque carente de derechos dinásticos, e impelido por su propia ambición, intenta hacerse un lugar en la vida política y social de Rumania a costa del daño que sus pretensiones pueden acarrear a esta Dinastía que aspira a normalizar su situación en un país que pasa por gruesas dificultades. Y es que Pablo Lambrino, alias "Pablo de Rumania", y en realidad Pablo de Hohenzollern, ya ha afirmado que considera este paso como "un gran error". Entre tanto, el día 10 de mayo, Miguel de Rumania celebró oficialmente sus 90 años en una ceremonia de gala en el Palacio Elisabetha de Bucarest con guardias a caballo y representaciones oficiales, en la que ha llamado fuertemente la atención la ausencia de su esposa, la Princesa Ana de Borbón-Parma, Reina consorte de Rumania. Pero la Familia Real rumana ya prepara para octubre los actos de celebración del 90 aniversario del ex Rey a los que con toda probabilidad asista su prima hermana, la Reina Doña Sofía de España, que desde siempre siente un marcadísimo afecto por él.

martes, 24 de mayo de 2011

FELIPA ANGELICA DE FROISSY.

Felipa Angélica de Froissy. Nació el 15 de octubre de 1785 en París, Francia. Hija ilegítima de Felipe II Carlos, Duque de Orleans, y de la actriz Cristina Desmares, una de las muchas amantes del Regente, Felipe de Orleans. Felipa nunca fue reconocida legalmente po su padre, suerte que si corrieron otros hijos ilegítimos del Regente. ia Pellerin. Felipe se casó con Enrique Francisco, Conde de Ségur, el 10 o el 12 de septiembre de 1718 en París, Francia. Su esposo era hijo de José Enrique, Conde de Ségur y de Claudia Isabel Binet. La señora de Ségur pertenecíó al círculo íntimo del Rey Luis XV de Francia, mientras que su esposo fue el "maestro de guardarropa" del Regente. La pareja vivió en un hotel en Passy, París, una hermosa propiedad de diez hectáreas, que más tarde pasó a ser propiedad de la Duquesa de Valentinois. De dicho matrimonio nacieron al menos cinco hijos: Filipina Carlota de Ségur; Enriqueta Isabel de Ségur; Felipe Enrique, Marqués de Ségur; Angélica Filipa de Ségur; y Enriqueta Cesarina de Ségur, casada con Bernardo Gaich, Barón de la Crozes, Caballero de Saint-Louis. Filipa Angélica murió en 1785 en París a los 83 años de edad, y fue sepultada en la Iglesia de Saint-Eustache de París.

lunes, 23 de mayo de 2011

PRINCESA LUISA DE ORLEANS. PRINCESA CONSORTE DE CONTI.

Luisa de Orleans. Nació el 27 de junio de 1716 en el Palais-Royal, París, Francia. Hija del Felipe de Orleans, Duque de Orleans, y de María Francisca de Borbón. Hasta su matrimonio, fue conocida como la Señorita de Chartres. Luisa se crió junto a su hermana Isabel, la Señorita de Montpensier, siendo educadas en un convento. Su hermana, en el futuro se convertiría en la Reina de España como esposa del Rey Luis I de España. En su juventud, se decía que había sido una niña muy sensible y que llegaría a ser una de las más bellas de las hijas del Regente. En diciembre de 1731, se decidió que debía casarse con su primo lejano Luis Francisco de Borbón, Príncipe de Conti. Su matrimonio fue arreglado por su madre María Franciscae, Duquesa viuda de Orleans y su futura suegra, Luisa Isabel, Princesa viuda de Conti. Luego de ser bautizada el 19 de enero de 1732, se casó con el Príncipe de Conti tres días después, el 22 de enero. La ceremonia tuvo lugar en el Palacio de Versalles. Luego de su matrimonio pasó a ser Su Alteza Serenísima, la Princesa de Conti. Su marido se había convertido en el Príncipe de Conti en 1727 tras la muerte de su padre, Luis Armando II, Príncipe de Conti. En 1734, Luisa dio a luz a un hijo, Luis Francisco José; y, en 1736 a un segundo hijo que murió al nacer. Luisa también murió junto con su segundo hijo, durante el trabajo de parto, el 26 de septiembre de 1736 en Issy, París. Tenía 20 años de edad. Su cuerpo fue sepultado en la iglesia de Saint-André-des-Arcs. Su único hijo superviviente, Luis Francisco José, fue el último Príncipe de Conti.

sábado, 21 de mayo de 2011

FELIPE II DE ORLEANS. DUQUE DE ORLEANS.

Felipe de Orleans. Nació el 02 de agosto de 1674 en el palacio de su padre en Saint-Cloud, Francia. Desde su nacimiento fue conocido como el Duque de Chartres. Su padre era el hermano menor del Rey Luis XIV de Francia, Felipe I, Duque de Orleans, y de la Princesa Isabel Carlota del Palatinado. En 1676 su hermano, el Duque de Valois, murió en el Palais-Royal en París, por lo que Felipe se convirtió en el nuevo Heredero a la Casa de Orleans. El Duque de Chartres fue criado junto a Luis de Rouvroy, Duque de Saint-Simon, famoso por sus memorias y por la defensa de los derechos de la nobleza de Francia. En mayo de 1685 el Duque de Chartres, de sólo diez años de edad, hizo su primera aparición pública en Versalles, a la llegada de los Duques de Génova. El 02 de junio de 1686 Felipe fue investido con la Orden del Espíritu Santo en Versalles. El Duque tuvo su primera experiencia de combate en el sitio de Mons en 1691. Durante los períodos de paz entre una guerra y otra, dedicó su tiempo al estudio de las ciencias naturales. Como Francia estaba en guerra con muchas de las grandes potencias europeas, un matrimonio con una importante princesa extranjera era poco probable. Por lo tanto Luis XIV, persuadió a su hermano, a que aceptara a su hija legitimada, María Francisca de Borbón, como esposa de Felipe. El Rey ofreció una dote de dos millones de libras con la mano de su hija, así como el Palais-Royal para los padres del novio. Al enterarse de que su hijo había aceptado el matrimonio, la madre de Felipe le dio una bofetada a la vista de toda la corte. A pesar de ello, el 18 de febrero de 1692, los primos se casaron. La lujosa ceremonia tuvo lugar en la capilla del Palacio de Versalles. La joven pareja nunca se entendió. Sin embargo la pareja tuvo ocho hijos: Señorita de Valois, murió en la infancia; María Isabel de Orleans, casada con Carlos de Francia, Duque de Berry; Luisa Adelaida de Orleans, Abadesa de Chelles; Carlota de Orleans, casada con Francesco III d'Este, Duque de Módena; Luis de Orleans, casado con Johanna, Marquesa de Baden-Baden; Luisa Isabel de Orleans, casada con el Rey Luis I de España; Filipina de Orleans, casada con el Infante Carlos de España; y Luisa Diana de Orleans, casada con Luis Francisco de Borbón. Se extendieron por la corte rumores de una relación incestuosa entre el Duque y su hija, María Luisa de Berry. Estos rumores nunca fueron confirmados. A lo largo de su vida Felipe tuvo muchas amantes e hijos ilegítimos. Con Leonor, ama de llaves del Palais-Royal: hija bastada, casada con Henri de Charency. Con Florencia Pellegrin, bailarina en la ópera: Carlos de Saint-Albin, Arzobispo de Cambrai, legitimado en 1706. Con María Luisa Le Bel de La Bussière, Condesa d'Argenton: Juán Felipe, Caballero de Orleans. Con Cristina Desmares, actriz del teatro francés: Angélica de Froissy. Tras la muerte de su padre en junio de 1701, Felipe heredó los Ducados de Orleans, Anjou, Montpensier y Nemours, así como el Principado de Joinville. En su testamento, Luis XIV nombró al Duque de Orleans, presidente del consejo de regencia del joven Rey Luis XV de Francia. Luis XIV murió en Versalles el 01 de septiembre de 1715, y fue sucedido por sus bisnieto de cinco años de edad, Luis XV. El 02 de septiembre, el Duque de Orleans fue al encuentro de los parlamentarios en París a fin de que se anulara la corrección del testamento hecho por el propio Rey días antes de morir, que lo excluia de la regencia. Luego de una dura sesión, el Parlamento derogó la modificación y confirmó al Duque de Orleans como Regente de Francia. Felipe rechazó la hipocresía del reinado de Luis XIV y se opuso a la censura, ordenando la reimpresión de los libros prohibidos durante el reinado de su tío. Formó una alianza con Inglaterra, Austria y los Países Bajos, librando una exitosa guerra contra España, consiguiendo posteriormente la paz para Europa. Durante ese tiempo se abrió la vía diplomática con Rusia, que dio lugar a una visita de Estado por parte del Emperador Pedro I de Rusia. Felipe actuó en obras teatrales de Molière y Racine, compuso una ópera, y fue un talentoso pintor y grabador. Durante su gobierno se formó un grupo de descontentos que deseaban transferir la regencia al primo de Felipe, el tío del joven Rey, el Rey Felipe V de España. En 1718 la conspiración fue descubierta y sus miembros exiliados. Desde comienzos de 1721, Felipe V de España, y el Duque de Orleans habían estado negociando un proyecto de tres matrimonios franco-españoles con el fin de mejorar las relaciones entre ambos Reinos. El joven Luis XV de Francia se casaría con la Infanta Mariana Victoria de España, el Infante Luis se casaría con la hija del Regente de Francia, Luisa Isabel de Orleans, y el Infante Carlos se casaría con Filipinas de Orleans. Sin embargo las relaciones franco-españolas sólo se recuperaron en 1743 cuando el hijo de Luis XV de Francia, Luis casó con la hermana de Mariana Victoria, la Infanta María Teresa de España. El 25 de octubre de 1722, la edad de doce años, Luis XV fue ungido como Rey de Francia en la catedral de Notre-Dame de Reims. Al año siguiente el Duque dejó el cargo de Regente. A la muerte del cardenal Dubois, el 10 de agosto de 1723, el joven Rey ofreció al Duque el cargo de primer ministro, lugar que ocupó hasta su muerte unos meses después. Felipe II, Duque de Orleans, Regente de Francia, murió en Versalles el 02 de diciembre de 1723, en los brazos de su amante, la Duquesa de Falari. Tenía 49 años de edad. El Duque de Borbón asumió el papel de primer ministro de Francia. Su cuerpo fue sepultado en la basílica de Saint Denis, Francia; mientras que su corazón fue trasladado a la iglesia de Val de Grâce en París.

viernes, 20 de mayo de 2011

FELIPE I DE ORLEANS, DUQUE DE ORLEANS.

Felipe de Orleans. Nació el 21 de septiembre de 1640 en el Château de Saint Germain en Laye, Saint Germain en Laye, Francia. Hijo menor del Rey Luis XIII de Francia y de la Archiduquesa Ana de Austria. Felipe se convirtió en Duque de Orleans tras la muerte de su tío Gastón, Duque de Orleans. Felipe además fue el fundador de la Casa de Orleans. A la muerte de su padre en mayo de 1643, su hermano mayor le sucedió como Luis XIV de Francia. A los 7 años de edad, en el otoño de 1647, Felipe contrajo viruela pero se recuperó, tras convalecer en el Palais Royal. Su educación se centró en los idiomas, la literatura, la historia, las matemáticas, y el baile. En la coronación de Luis XIV el 07 de junio de 1654, Felipe fue el encargado de colocar la corona de Francia en la cabeza de su hermano. Toda su vida fue un amante de la etiqueta y las ceremonias organizadas bajo su conducción eran garantía de éxito. El Duque era abiertamente homosexual, y durante su juventud, se vestía y asistía a los bailes y fiestas con atuendos femeninos o vestido de pastora. Se dice que el sobrino del Cardenal Mazarino, fue su primer hombre. Durante su vida, muchos hombres fueron señalados como amantes del Duque. A finales de junio 1658, Luis se enfermó gravemente, presumiblemente de fiebre tifoidea. Estuvo al borde de la muerte, pero nuevamente se recuperó. Gastón, Duque de Orleans murió en febrero de 1660, por tanto el Ducado de Orleans regresó a la corona ya que no había descendiente masculino. Felipe tomó el título de Duque de Orleans a pesar de no haberlo recibido oficialmente. El 10 de mayo de 1661, recibió los títulos de Duque de Valois y Duque de Chartres, recibiendo los Ducados de Valois, Chartres y el Señorío de Montargis. Pese a su inclinación sexual, Felipe se casó con la Princesa Enriqueta de Inglaterra, hija del Rey Carlos I de Inglaterra y de la Princesa Enriqueta de Francia. La ceremonia se llevó a cabo en el Palacio Real el 30 de marzo de 1661. Tras los fuertes rumores de amoríos entre Enriqueta y Luis XIV, la pareja se mudó de las Tullerías, a principios de 1662 al Palacio Real. La pareja tuvo tres hijos: María Luisa, casada con el Rey Carlos II de España; Felipe Carlos, Duque de Valois; y Ana María, casada con Víctor Amadeo II de Saboya, Rey de Cerdeña. En el año 1668 Felipe conoció al amor de su vida, Felipe de Lorena, conocido como el caballero de Lorena. La esposa de Felipe, la Princesa Enriqueta de Inglaterra, murió el 30 de junio de 1670, en Saint Cloud, Francia, a los 26 años de edad. Su muerte fue muy sentida en la corte, pero no por su esposo, debido a la tensa relación que existía a causa de la presencia del caballero de Lorena. Luis XIV buscó una nueva esposa a su hermano, la elegida fue la Princesa Isabel Carlota del Palatinado, hija de Carlos I Luis, Elector Palatino y de la Princesa Carlota de Hesse-Kassel. Isabel se convirtió al catolicismo romano el 16 de noviembre de 1671. La Princesa no era atractiva como su antecesora. La boda de celebró el 21 de noviembre de 1671. La pareja fue muy feliz durante los primeros años de su matrimonio. La pareja tuvo tres hijos: Alejandro Luis de Orleans, Duque de Valois; Felipe de Orleans, Duque de Chartres, Duque de Orleans y Regente del Reino a la muerte de Luis XIV y la minoría de edad de Luis XV; e Isabel Carlota de Borbón-Orleans, casada con Leopoldo I de Lorena. Luego del nacimiento de su hija, la pareja decidió de común acuerdo dormir en habitaciones separadas. En 1676 y 1677 el Duque tomó parte en los asedios de Flandes y fue promovido al rango de Teniente General. La victoria más deslumbrante de Felipe fue llevada a cabo el 11 de abril de 1677 en la batalla de Cassel contra Guillermo III de Orange. A partir de 1677 Felipe concentra su espíritu en la expansión de sus propiedades, su fortuna personal, su colección de arte, así como la renovación de su residencia en el Palacio Real y el castillo de Saint-Cloud, este último era su residencia favorita. El Duque era un gran defensor de los arquitectos, pintores y músicos. Las cuidadosas inversiones de Felipe y la gestión de sus propiedades lo convirtieron en un hombre rico por derecho propio. Felipe, Duque de Orleans, murió el 09 de junio de 1701 en Saint Cloud, Francia, a los 60 años de edad. Su cuerpo fue sepultado en la Basílica Real de Saint Dennis, Francia.

jueves, 19 de mayo de 2011

ALFONSO DE BORBON. DUQUE DE ANJOU. DUQUE DE CADIZ. GRANDE DE ESPAÑA.

Alfonso de Borbón y Dampierre. Nació el 20 de abril de 1936 en la Clínica Santa Ana en Roma, Italia. Hijo del Infante Jaime de España y de Doña Emanuela de Dampierre. Dado que la madre de Alfonso no era de nacimiento una Princesa, su abuelo, el Rey Alfonso XIII de España apartó a sus nietos de la línea de sucesión al trono español de acuerdo con la Pragmática Sanción de 1776. Desde su nacimiento Alfonso fue considerado un Príncipe francés con el tratamiento de Su Alteza Real por los legitimistas que creían que Alfonso XIII era el Heredero al trono de Francia. Cuando su abuelo murió el 28 de febrero de 1941, Jaime, padre de Alfonso, lo sucedió como pretendiente al trono francés, por lo que Alfonso pasó a ser reconocido por los legitimistas como el Delfín de Francia. En 1941 Alfonso se mudó con su familia a Lausana, Suiza. Vivieron primero en el Royal Hotel, antes de que Alfonso y su hermano Gonzalo fueran enviados al Colegio de Saint-Jean de Friburgo, Suiza. Alfonso, que hasta los 17 años no hablaba español y solamente entendía italiano y francés, contrató a un profesor particular que le dio clases de español en el internado donde vivía. El 25 de noviembre de 1950, Alfonso recibió el título de Duque de Borbón, otorgado por su padre. En la década de 1960 el General Francisco Franco jugó con la idea de nombrar a Alfonso como su sucesor como Jefe de Estado de España, antes de designar a Juan Carlos como futuro Monarca en julio de 1969. En diciembre de 1969 Alfonso fue nombrado Embajador de España en Suecia, cargo que ocupó hasta 1973. El 08 de marzo de 1972, en el Palacio de El Pardo, Madrid, Alfonso se casó con Doña María del Carmen Martínez-Bordiú y Franco, hija de Don Cristóbal Martínez-Bordiú, Marqués de Villaverde, y de Doña Carmen Franco y Polo, Duquesa de Franco (única hija del General Franco). Para asistir a este acontecimiento, llegó a Madrid el padre de Alfonso, don Jaime de Borbón y Battenberg, por primera vez en cuarenta años desde su salida al exilio. De dicho matrimonio nacieron dos hijos: Don Francisco de Asís de Borbón, Duque de Borbón; y Don Luis Alfonso de Borbón, Duque de Anjou. La pareja se separó en 1979, se divorció en 1982 y anuló su matrimonio en 1986. El 22 de noviembre de 1972, Alfonso recibió el título español de Duque de Cádiz por parte del General Franco, y el tratamiento de Alteza Real. El 20 de marzo de 1975, el padre de Alfonso, Jaime, murió, por lo que fue de inmediato reconocido por los legitimistas como Alfonso III de Francia. El 03 de agosto de 1975, tomó el título de Duque de Anjou. De 1977 a 1984 Alfonso fue Presidente de la Federación Española de Esquí. De 1984 a 1987 fue Presidente del Comité Olímpico Español. El 07 de febrero de 1984 en Pamplona, España, ​​Alfonso se dirigía a su casa con sus hijos de un viaje de esquí en los Pirineos. Su coche colisionó con un camión. Su hijo mayor de 11 años de edad, Francisco de Asís murió en el accidente, y su hijo menor de Luis Alfonso estuvo hospitalizado durante un mes. Alfonso debió ser intervenido en seis ocasiones. Un juez dictaminó que Alfonso había sido negligente y lo despojó de la custodia de Luis Alfonso. En 1987 el Príncipe Enrique de Orleans, hijo mayor del pretendiente orleanista al trono de Francia, inició una acción judicial en contra de Alfonso por el uso del título de Duque de Anjou y el escudo de armas de Francia. Enrique pidió en la corte una multa para Alfonso de 50.000 francos franceses por cada violación futura. En 1988 Fernando, Duque de Castro y Don Sixto Enrique de Borbón-Parma se unieron al juicio de Enrique en referencia al uso del título de Duque de Anjou, pero no en relación con el escudo de armas. El 21 de diciembre de 1988, el gran tribunal de París dictaminó que la demanda era inadmisible porque la existencia legal del título no puede ser probada. En la última etapa de su vida, tuvo una relación sentimental estable, con visos de acabar en matrimonio, con la Archiduquesa Constanza de Habsburgo, relación del agrado de la madre de Alfonso, Doña Emanuela. Alfonso murió en un accidente de esquí en Beaver Creek, Colorado, Estados Unidos, el 30 de enero de 1989, a los 52 años de edad. Su cuerpo fue sepultado en el Monasterio de las Descalzas Reales, donde descansan también los restos de su hijo Francisco de Asís. En marzo de 1989 el Príncipe Enrique de Orleans y el Príncipe Sixto de Borbón-Parma apelaron la sentencia, pero la misma no cambió el resultado anterior. Alfonso fue Caballero de las Órdenes de Malta, Sacra y Militar Orden Constantiniana de San Jorge, Orden Militar y Hospitalaria de San Mauricio y San Lázaro, Estrella Polar de Suecia, Real y Distinguida Orden Civil Americana de Isabel la Católica, etc.

miércoles, 18 de mayo de 2011

GONZALO DE BORBON. DUQUE DE AQUITANIA.

Gonzalo de Borbón y de Dampierre. Nació el 05 de junio de 1937 en la Clínica Santa Ana en Roma, Italia. Hijo menor del Infante Jaime de España y de Doña Emanuela de Dampierre. En 1941, luego de la muerte del Rey Alfonso XIII, Gonzalo se trasladó con su familia a Lausana, Suiza. Vivieron primero en el Royal Hotel, antes de que Gonzalo y su hermano mayor, Alfonso, fueran enviados al Colegio de Saint-Jean de Friburgo, Suiza. En 1953 Gonzalo visitó España por primera vez. Al año siguiente, el General Francisco Franco permitió a Gonzalo y Alfonso continuar su educación en España. En septiembre de 1955 Gonzalo y Alfonso fueron heridos en un accidente automovilístico cerca de Lausana. En diciembre de 1959 se anunció el compromiso entre Gonzalo y Dorotea Margarita Fritz de San Francisco, hija de Nicolás Eugenio Fritz. Ella era una rica heredera y dueña del exclusivo hotel Huntington. Sin embargo el matrimonio nunca se materializó. En noviembre de 1961 Gonzalo y su hermano Alfonso, preocupados por el despilfarro de su dinero por parte de su padre, recurrieron a la justicia francesa para impedir que Jaime siguiera dilapidando su fortuna. En esta tarea fueron apoyados por su abuela, la Reina Victoria Eugenia de España, así como por otros miembros de la Familia Real Española. En enero de 1962, el tribunal sostuvo que no había motivos suficientes para iniciar una prohibición, pero nombró un fideicomisario, por razones de prodigalidad y despilfarro. El 28 de enero de 1983, en Puerto Vallarta, México, Gonzalo se casó en una ceremonia civil con María del Carmen Harto y Montealegre, hija de Rafael Harto y María del Carmen Montealegre. La pareja se divorció el 18 de abril de 1983, antes de que el matrimonio fuera registrado en España. El 25 de junio de 1984 en Madrid, España, Gonzalo se casó en una ceremonia civil con María de las Mercedes Licer y García, hija de Luis Licer y de María de las Mercedes García y Estrada. Renovaron sus votos en una ceremonia religiosa el 30 de junio de 1984, en Olmedo, cerca de Valladolid, España. La pareja se separó en julio de 1985, se divorciaron en 1989, y anularon religiosamente su matrimonio en 1994. El 12 de diciembre de 1992 en Génova, Italia, Gonzalo se casó postercera vez con Emanuela Pratolongo, hija de Vincenzo Pratolongo y de Sofía Hardouin di Gallese. La ceremonia religiosa se llevó a cabo el 17 de septiembre de 1995 en Roma, Italia. Gonzalo no tuvo hijos de ninguno de sus matrimonios. Sin embargo, tuvo una hija ilegítima, pero reconocida por su padre como legítima con Sandra Lee Landry: Estafanía de Borbón, casada con Richard Carl McMasters II, con el cual tiene cinco hijos. Gonzalo murió de leucemia en Lausana, Suiza, el 27 de mayo de 2000, a los 62 años de edad. Está sepultado en la Capilla de San Sebastián en Madrid. Gonzalo era considerado un Príncipe francés con el tratamiento de Su Alteza Real por los legitimistas, ya que creían que su abuelo, Alfonso XIII, era también el Heredero al trono de Francia. El 08 de marzo de 1972, Jaime le entregó la Orden del Espíritu Santo y la Orden de San Miguel. También, el 21 de septiembre de 1972 Jaime le otorgó a su hijo el título de Duque de Aquitania. Recibió la Gran Cruz de la Orden de los Santos Mauricio y Lázaro por el Príncipe Víctor Emanuel de Saboya.

martes, 17 de mayo de 2011

INFANTE JAIME DE ESPAÑA. DUQUE DE SEGOVIA. GRANDE DE ESPAÑA.

Jaime de Borbón y Battenberg. Nació el 23 de junio de 1908 en el Palacio Real de La Granja de San Ildefonso en Segovia, España. Hijo del Rey Alfonso XIII de España y de la Princesa Victoria Eugenia de Battenberg. Jaime era sordomudo como resultado de una operación durante la infancia. Por Real Decreto del 02 de febrero de 1931, su padre le concedió el Collar de la Real Orden de Isabel la Católica. El 02 de marzo de 1931 fue nombrado Comendador Mayor vacante en la Orden de Calatrava. Debió abandonar España siendo muy joven al proclamarse en 1931 la II República. Al renunciar a sus derechos sucesorios su hermano Alfonso para casarse con una mujer que no pertenecía a la realeza, su padre también le pidió a Jaime que hiciese lo mismo. Éste aceptó la petición paterna y renunció el 23 de junio de 1933 para él y sus descendientes. Alfonso XIII no lo consideraba capacitado, al ser sordo, para poder ocupar el trono en caso de que la monarquía se restaurase en España. Desde entonces utilizó el título de Duque de Segovia. Tras la muerte del Infante Don Alfonso Carlos, Duque de San Jaime, en 1936, El Rey Alfonso XIII de España se convirtió en el pretendiente legitimista al trono de Francia, como Alfonso I de Francia. En 1941, luego de la muerte del Rey, Jaime se convirtió en el Heredero legitimista de la Casa de los Capetos y por tanto pretendiente al trono de Francia y Jefe de la Casa de Borbón, siendo conocido como el Duque de Anjou. Si bien su nombre como Rey de Francia sería Jacques II de Francia, era conocido por los legitimistas franceses como Enrique VI de Francia. Era el Caballero 1153 de la Orden del Toisón de Oro, distinción recibida en 1921. Jaime se casó en la iglesia de San Ignacio de Loyola en Roma, Italia, el 04 de marzo de 1935 con la noble Emanuela de Dampierre, hija del noble francés Roger de Dampierre, Duque de San Lorenzo y Vizconde de Dampierre, y de la Princesa italiana Donna Vittoria Ruspoli. De dicho matrimonio nacieron dos hijos: Alfonso, Duque de Anjou y de Cádiz; y Gonzalo, Duque de Aquitania. La pareja se divorció en 1947 en Bucarest, Hungría (reconocida por los tribunales italianos en 1949 pero nunca en España). El 03 de agosto de 1949 en Innsbruck, Austria, Don Jaime se casó con la cantante Carlota Luisa Tiedemann, hija de Otto Eugen Tiedemann y de Luisa Klein. Sin embargo, a los ojos de la Iglesia Católica Romana y de los legitimistas franceses, Emanuela de Dampierre se mantuvo siempre como su esposa. El segundo matrimonio no produjo hijos. Su primera esposa volvió a casarse en Viena, Austria, el 21 de noviembre de 1949 con Antonio Sozzani. El 06 de diciembre de 1949, Don Jaime intentó anular su renuncia al trono de España, oponiéndose a que su hermano Juan de Borbón fuese considerado Jefe de la Casa Real. El 03 de mayo de 1964, tomó el título de Duque de Madrid como Jefe de la rama carlista de la sucesión española (reconocido como el Rey Jaime IV de España por un numeroso grupo de carlistas). El 19 de julio de 1969, Don Jaime renunció definitivamente a la sucesión española a favor de su sobrino, el actual Rey Juan Carlos I de Borbón, cuando el Príncipe Juan Carlos fue designado sucesor por el General Francisco Franco, al solicitarle este gesto su hijo Alfonso. Sin embargo, algunos años después trató que el dictador nombrara sucesor a su hijo y apartara a Juan Carlos de Borbón del trono. Don Jaime murió en el Hospital Cantonal de San Gall, Suiza, el 20 de marzo de 1975, a los 66 años de edad. Está sepultado en el Real Monasterio de San Lorenzo de El Escorial.

lunes, 16 de mayo de 2011

INFANTE ALFONSO CARLOS DE ESPAÑA. DUQUE DE SAN JAIME.

Alfonso Carlos de Borbón. Nació el 12 de septiembre de 1849 en Londres, Inglaterra. Pretendiente carlista al trono de España bajo el nombre de Alfonso Carlos I de España y pretendiente legitimista al trono de Francia bajo el nombre de Carlos XII de Francia. Hijo de Juan de Borbón, Infante de España, Conde de Montizón y de la Archiduquesa María Beatriz de Austria-Este. Sus padres se separaron cuando aún era joven, trasladándose con su madre y hermanos a Módena, y creciendo bajo la tutela de su tío materno el Duque Francisco V de Módena. En 1868 Alfonso Carlos se unió a los zuavos del Papa para defender los Estados Pontificios del ejército del Reino de Italia. En 1869 fue ascendido al rango de Teniente. En septiembre de 1870 lucharon por el Papa durante la captura de Roma, donde defendió la Porta Pia. Cuando se le ordenó que se rindieran, se negó a renunciar a su espada que había pertenecido a su abuelo Carlos V. Posteriormente se escapó a Toulon en un buque de guerra francés. En 1872, Alfonso Carlos se unió a los ejércitos de su hermano mayor, Carlos, Duque de Madrid, en la Tercera Guerra Carlista en España. Fue nombrado Comandante General del Ejército Real de Cataluña y se distinguió en la batalla de Alpens, en julio de 1873 y en el asedio de Cuenca en julio de 1874. A pesar de estos éxitos, sin embargo, los carlistas finalmente perdieron la guerra que terminó en febrero de 1876. Alfonso Carlos pasó la mayor parte del resto de su vida en Austria, donde era propietario de castillos en Puchheim y en Ebenzweier cerca de Altmünster, y una casa en la Theresianumgasse en Viena. Durante ese tiempo se dedicó a la eliminación de los duelos. Con el fin de obtener el apoyo popular, escribió un libro sobre el tema en francés y traducido al alemán), y varios artículos de revistas en inglés. Utilizó sus amplios contactos sociales para fomentar la creación de ligas anti-duelo en el imperio alemán (con el tío de su esposa, Carlos, Príncipe de Löwenstein-Wertheim-Rosenberg, como Presidente), Francia, Austria, Italia (con el patrocinio del Rey Víctor Manuel II), Hungría, Bélgica y España (con el Rey Alfonso XIII como Presidente de Honor). El 02 de octubre de 1931, a la edad de 82 años, Alfonso Carlos sucedió a su sobrino Jaime, Duque de Madrid como pretendiente carlista al trono de España y pretendiente legitimista al trono de Francia. Muchos carlistas creían que su Heredero presunto de acuerdo a la ley sálica, era depuesto Rey Alfonso XIII de España. Sin embargo, Alfonso Carlos, designó al sobrino de su esposa, el Príncipe Javier de Borbón-Parma como Regente del movimiento carlista. Cuando la Guerra Civil española estalló, Alfonso Carlos instruyó a sus seguidores carlistas cooperar con los nacionalistas bajo el mando del General Francisco Franco. El 28 de septiembre de 1936, Alfonso Carlos fue atropellado por un camión militar cuando cruzaba una calle de Viena. Murió al día siguiente, el 29 de septiembre de 1936, a los 87 años de edad. Su cuerpo fue sepultado en la capilla de su castillo de Puchheim. Alfonso Carlos fue el último descendiente masculino en línea directa del Infante Carlos, Conde de Molina. Tras su muerte el puesto de descendiente masculino agnado del Rey Carlos IV de España pasó al depuesto Rey Alfonso XIII de España. El 26 de abril de 1871 en Kleinheubach, Baviera, Alfonso Carlos de casó con la Infanta María de las Nieves de Portugal, hija del Rey Miguel I de Portugal y de la Princesa Adelaida de Löwenstein-Wertheim-Rosenberg. La pareja no tuvo hijos, sólo un varón que murió pocas horas luego de nacer. María das Neves, acompañó a Alfonso Carlos en muchas de sus campañas militares en España. Ella murió el 14 de febrero de 1941 en Viena, Austria, a los 88 años de edad.

domingo, 15 de mayo de 2011

JAIME DE BORBON. DUQUE DE MADRID. DUQUE DE ANJOU.

Jaime de Borbón y de Borbón-Parma. Nació el 27 de junio de 1870 en Vevey, Suiza. Pretendiente carlista al trono de España bajo el nombre de Jaime III y pretendiente legitimista al trono de Francia bajo el nombre de Jaime I. Hijo de Carlos, Duque de Madrid, y de la Princesa Margarita de Borbón-Parma. Fue educado por los jesuitas, primero en el Colegio de Vaugirard en París, Francia, y luego en el Colegio Beaumont en Old Windsor, Inglaterra. A continuación, asistió a la Academia Militar Teresiano en Wiener Neustadt, Austria. En 1896 Jaime se enroló en el ejército ruso, donde alcanzó el rango de Teniente Coronel en el Regimiento de Guardias de los Húsares de Grodno. En 1900 y 1901 participó en la guerra de los Boxer, luchando en la Batalla de Beitang. En 1904 y 1905 participó en la guerra ruso-japonesa luchando en la batalla de Liaoyang y en la batalla de Vafangon. El 18 de julio de 1909 Jaime sucedió a su padre como pretendiente carlista al trono de España y legitimista al trono de Francia. Como demandante carlista se lo conocía como Duque de Madrid, y como demandante legitimista se lo conocía como Duque de Anjou. Jaime se retiró del ejército ruso y vivió la mayor parte del tiempo en el castillo Frohsdorf en Lanzenkirchen, Austria y en su departamento en la Avenue Hoche, París. Visitó España en secreto en varias ocasiones. También poseía la Villa dei Borbón en el Tenuta Reale, cerca de Viareggio, Italia, heredada de su madre. Durante la Primera Guerra Mundial Jaime vivió bajo arresto domiciliario en el castillo Frohsdorf en Austria. El 16 de abril de 1923, por decreto Jaime creó la Orden de la Legitimidad Prohibida para honrar a aquellos que sufrieron prisión en España o fueron exiliados por su lealtad a la causa carlista. En abril de 1931, el Rey constitucional de España Alfonso XIII se vio obligado a abandonar el país y la Segunda República Española fue proclamada. Jaime lanzó un manifiesto llamando a todos los monárquicos a unirse a la causa carlista. Varios meses después, el 23 de septiembre, Jaime recibió a Alfonso en su departamento en París. Ds días más tarde, Alfonso y su esposa recibieron a Jaime en el Savoy Hotel d'Avon cerca de Fontainebleau. Estas reuniones marcaron un cierto acercamiento entre los dos pretendientes al trono español. Una semana después de sus reuniones con Alfonso, Jaime murió en París, el 02 de octubre de 1931, a los 61 años de edad. Fue sepultado en la Villa dei Borbón en el Tenuta Reale. Como nunca se había casado y no tenía descendencia, le sucedió en sus pretensiones españolas y francesas su tío Alfonso Carlos, Duque de San Jaime.

sábado, 14 de mayo de 2011

INFANTE CARLOS MARIA DE ESPAÑA. DUQUE DE MADRID.

Carlos María de Borbón y Austria-Este. Nació el 30 de marzo de 1848 en Liubliana, Eslovenia. Pretendiente carlista al trono de España bajo el nombre de Carlos VII y pretendiente legitimista al trono de Francia bajo el nombre de Carlos XI. Hijo mayor de Juan, Conde de Montizón y de la Archiduquesa María Beatriz de Austria-Este. Vivió brevemente con sus padres en Londres, Inglaterra, donde nació su hermano menor. Posteriormente sus padres se separaron, y los niños se establecieron con su madre en Módena. Su tío, el Duque Francisco V de Módena fue en gran parte responsable de su educación y fue la principal influencia en sus primeros años de vida. Carlos era conocido por su punto de vista tradicionalista, muy diferente del de su padre. El 04 de febrero de 1867, en Frohsdorf, Austria, Carlos se casó con la Princesa Margarita de Borbón-Parma, hija del Duque Carlos III de Parma y de la Princesa Luisa María Teresa de Francia. De dicho matrimonio nacieron cinco hijos: la Infanta Blanca de España, casada con el Archiduque Leopoldo Salvador de Austria, Príncipe de Toscana; Jaime, Duque de Madrid; la Infanta Elvira de España; la Infanta Beatriz de España, casada con Fabrizio Massimo, Principe di Roviano; y la Infanta Alicia de España, casada con Federico, Príncipe von Schönburg-Waldenburg, y posteriormente con Lino del Prete. Carlos organizó y llevó a cabo la Tercera Guerra Carlista. Entre 1872 y 1876 gobernó gran parte de la España peninsular. En enero de 1893 su esposa murió. Al año siguiente, decidió volver a casarse. Consultó con su madre quien le sugirió dos mujeres: la Princesa Teresa de Liechtenstein, hija del Príncipe Alfredo de Liechtenstein, y Berta de Rohan, hija de Arthur de Rohan. Habiéndose reunido con ambas, Carlos se decidió por la segunda. El 28 de abril de 1894, Carlos y Berta se casaron en su capilla privada en Praga, República Checa. Berta tenía una personalidad dominante, haciendo el matrimonio muy impopular entre los carlistas. “Todos los autores coinciden en que este segundo matrimonio fue desastroso, no sólo para la familia de Don Carlos, sino también para el partido”. Carlos de Borbón y Austria-Este murió el 19 de julio de 1909 en Varese, Italia, a los 61 años de edad. Su cuerpo está sepultado en la catedral de San Giusto en Trieste. Fue sucedido en sus pretensiones españolas y francesas por su hijo Jaime.

viernes, 13 de mayo de 2011

MAXIMA ZORREGUIETA SERA REINA EN EL FUTURO.

Dinastía de los Orange. La Haya, Países Bajos. 13 de mayo de 2011. Holanda homenajea estos días a Máxima brindándole exposiciones y documentales por su primera década como Princesa, mientras la clase política cuestionaba que se le concediera el título de Reina una vez que su esposo, el Príncipe Guillermo Alejandro, se convierta en Monarca. Para celebrar los diez primeros años de la popular Máxima en el país, el Palacio Het Loo, antigua propiedad de la familia real, ha recogido en una exposición los momentos más destacados de la vida de la Princesa en Holanda. Inaugurada por la propia Máxima y su suegra, la Reina Beatriz I de Holanda, la muestra expone fotografías de los actos oficiales, los vestidos de calle y de gala de la Princesa, sus zapatos, sombreros y hasta el traje de novia con el que selló su compromiso con el Príncipe Heredero. Luego de casi una semana de su apertura, la exposición ya ha atraído a "más visitantes de los habituales en este museo", según explicó a EFE la portavoz del Palacio Het Loo, Susan te Riet. "La gente pregunta explícitamente por la muestra y en estos días hemos tenido hasta 1.500 visitantes por día, mientras que lo normal son entre 500 y 800 personas", especificó. Y es que Máxima, el miembro más popular de la familia real de Holanda, ha sabido ganar con su espontaneidad latina el corazón de los holandeses, que la vieron llorar la ausencia de sus padres el día de su matrimonio. Los Zorreguieta no acudieron a la boda de su hija, celebrada el 02 de febrero de 2002, porque el Parlamento holandés decidió que ésa era la respuesta más salomónica a las críticas que Máxima recibió por ser hija de un antiguo ministro del régimen de Jorge Rafael Videla en Argentina. Otro homenaje lo ha preparado la televisión pública NOS, que el próximo lunes, coincidiendo con la víspera del 40 cumpleaños de la Princesa, emitirá un documental con entrevistas en las que Máxima, argentina de origen y holandesa de adopción, hablará de estos últimos diez años al lado de su Príncipe, con el que ha tenido tres hijas. Como adelanto, algunos medios holandeses ya han publicado que en el programa en su honor, Máxima reconoce que nunca soñó con ser Princesa y cree que su vida no cambiará cuando su esposo suba al trono. Pero mientras que unos la homenajean, la clase política discutía sobre si se le debía conceder el título de Reina en el futuro o si por lo contrario, como ocurre con los consortes masculinos, no debe de pasar de la categoría de Princesa. La prensa holandesa publicó que los laboristas, los verdes y el partido para los animales -todos en la oposición- son los que han puesto sobre la mesa el debate sobre el futuro título real de Máxima, argumentando que hacerla Reina supone una discriminación positiva a favor de las consortes femeninas. Los partidos en el Gobierno, los democristianos de CDA y los liberales del VVD, eran partidarios de no cambiar las cosas y dejar que las esposas de los Reyes holandeses sigan obteniendo el título de Princesas. Una amplia mayoría del Parlamento holandés ha votado a favor de que la Princesa Máxima lleve el título de Reina cuando su marido, el Príncipe Guillermo acceda al trono.

miércoles, 11 de mayo de 2011

ENRIQUE D'ARTOIS. CONDE DE CHAMBORD. DUQUE DE BURDEOS. DE IURE ENRIQUE V DE FRANCIA.

Enrique d’Artois. Nació el 29 de septiembre de 1820 en el Pavillon de Marsan, parte del Palacio de las Tullerías, París, Francia. Hijo póstumo de Carlos Fernando, Duque de Berry, hijo menor del Rey Carlos X de Francia, y de la Princesa Carolina de Nápoles y Sicilia, hija del Rey Francisco I de las Dos Sicilias. Como nieto del Rey de Francia, Enrique era un Petit-Fils de Francia. Al momento de su nacimiento, ningún miembro de la corte francesa estuvo presente en la sala de parto. Esto permitió a los partidarios del Duque de Orleans reclamar que Enrique no era en realidad un Príncipe francés. A causa de su nacimiento póstumo, cuando la línea mayor de la Dinastía de los Borbones parecía estar a punto de extinguirse, los realistas lo llamaban "el niño milagro". El 02 de agosto de 1830, en respuesta a la revolución de julio, el abuelo de Enrique, Carlos X abdicó, y veinte minutos más tarde el hijo mayor de Carlos, el Delfín también abdicó en favor del joven Duque de Burdeos. Luis Felipe de Orleans, como Teniente General del Reino, debía reconocer a Enrique V, como Rey de Francia y de Navarra, pero ignoró el documento. Luego de siete días, durante los cuales los monárquicos legitimistas consideraron que Enrique era el autentico Monarca de Francia, la Asamblea Nacional decretó que el trono debía pasar al Duque de Orleans, quien se convirtió en Luis Felipe I, Rey de los franceses el 09 de agosto. Enrique y su familia se exiliaron en el extranjero el 16 de agosto de 1830. Mientras algunos monárquicos franceses lo reconocían como su Soberano, otros cuestionaban la validez de las abdicaciones de su abuelo y de su tío. Por otro lado estaban quienes reconocieron a Luis Felipe I como el nuevo Rey. Con la muerte de su abuelo en 1836, y de su tío en 1844, Enrique se convirtió en el principal pretendiente al trono de Francia para los legitimistas. Sus seguidores fueron llamados legitimistas para distinguirlos de los orleanistas, los partidarios de la familia de Luis Felipe. Enrique se casó por poderes el 07 de noviembre de 1846 en Modena, Italia, y en persona el 16 de noviembre de 1846 en Bruck an der Mur, Austria, con su prima segunda, la Archiduquesa María Teresa de Austria-Este, hija del Duque Francisco IV de Módena y de la Princesa María Beatriz de Saboya. De dicho matrimonio no nacieron hijos. En la década de 1870, tras el derrumbe del Segundo Imperio luego de su derrota en la guerra franco- prusiana en la batalla de Sedán, el 01 de septiembre de 1870, los realistas se reunieron en la Asamblea Nacional. Los orleanistas acordaron apoyar al Conde de Chambord en su reclamo al trono, con la esperanza de que tras su muerte sería sucedido por su propio demandante, Felipe d'Orléans, Conde de París. Enrique entonces se convirtió en pretendiente para los legitimistas y orleanistas, por lo que la restauración de la Monarquía en Francia parecía ser una posibilidad cercana. Sin embargo, Enrique insistió en que sólo aceptaría la corona con la condición de que Francia abandonase su bandera tricolor y retomara la bandera blanca con la flor de lis. Incluso rechazó una propuesta para que la flor de lis fuera el estándar personal del nuevo Rey, y el tricolor siguiera siendo la bandera nacional. A causa de ello se estableció temporalmente la Tercera República, a la espera de la muerte de Enrique y su sustitución por el más liberal Conde de París. Cuando Enrique murió, el 24 de agosto de 1883 en Frohsdorf, Austria, a los 62 años de edad, la opinión pública ya se había acostumbrado a la forma de gobierno republicana. Su cuerpo fue sepultado en la cripta de su abuelo Carlos X en la iglesia del monasterio franciscano de Kostanjevica en Gorizia, Austria, actual ciudad de Eslovenia. En cuanto a su sucesor, la esposa de Enrique y alguno de sus seguidores, tomaron como Heredero al hombre de mayor edad de la Casa de los Borbones, Don Juan Carlos Isidro de Borbón, Conde de Mortizon, un primo lejano de Enrique. Sin embargo, una gran minoría de seguidores de Enrique transfirieron su lealtad al pretendiente orleanista, el Conde de París. Su fortuna personal, incluyendo el castillo de Chambord, quedó en manos de su sobrino, hijo de su hermana, Roberto, Duque de Parma.

martes, 10 de mayo de 2011

PRETENDIENTE CARLISTA AL TRONO DEL REINO DE ESPAÑA.

Dinastía de los Borbón-Parma. Barcelona, España, 05/05/2011. El primogénito de Carlos Hugo de Borbón-Parma, Carlos Javier, ha asumido formalmente la aspiración carlista a la Corona de España que ha heredado de su padre, muerto en agosto de 2010, ha informado a Europa Press un portavoz. En la carta abierta “Mensaje al pueblo carlista” fechada en París, el también Duque de Parma reconoce los ideales de su padre y afirma que la crisis moral, política y económica del mundo obliga a explorar a fondo la propuesta carlista de “gestión desde la base de la sociedad, desde la base de las Españas, para que la renta producida sirva al desarrollo progresivo de los ciudadanos, y no al enriquecimiento de determinados entes o individuos”. El pretendiente apuesta por el principio de subsidiariedad, de manera que los actores sociales resuelvan los problemas a cada nivel -local, regional, nacional y supranacional-, para evitar “la irresponsabilidad y también la polarización agresiva que conforma cada vez más el diálogo político”. También reivindica la cultura cristiana para luchar contra el déficit ético de la sociedad, y pide combatir la pobreza, la falta de democracia y el olvido de los derechos humanos y de los derechos de los pueblos, “que van unidos, concretamente como lo revelan las revueltas de la ribera sur del Mediterráneo”. El mensaje acaba pidiendo a los carlistas que se impliquen en un cambio de sistema económico, político, administrativo y de gestión ecológica de la sociedad, siendo líderes de opinión en el campo público, intelectual y político. Carlos Javier de Borbón Parma y Orange Nassau nació el 27 de enero de 1970 en Nimeguen, Países Bajos. Hijo de Carlos Hugo de Brobón-Parama, Duque de Parma y Piacenza, y de la Princesa Irene de los Países Bajos, Pincesa zur Lippe-Biesterfeld. Se casó con Ana María Gualthérie van Weezel el 12 de junio de 2010 en Wijk bij Duurstede, Países Bajos (civil) y el 20 de noviembre de 2010 cn la Abadia de La Cambre, Bruselas (religioso). Actualmente vive con su mujer y su hijo Carlos Hugo, en su ciudad natal. Está graduado en ciencias sociales y tiene un master de filosofía; ha presidido la Fundación de cooperación para el desarrollo económico de Latinoamérica, es miembro de la Fundación Carlos de Amberes y del Consejo de CSR Netherlands -que vela por la responsabilidad social-empresarial-, es director no ejecutivo de ASN Vermogensbeheer (Capital Management), y está implicado en la fundación sin ánimo de lucro Instituto holandés para la innovación y sostenibilidad (Insid).

lunes, 9 de mayo de 2011

CARLOS FERNANDO D'ARTOIS. DUQUE DE BERRY.

Carlos Fernando d'Artois. Nació el 24 de enero de 1778 en Versalles, Francia. Hijo menor del Rey Carlos X de Francia y de la Princesa María Teresa de Saboya. Puesto que Carlos ya había fallecido cuando su padre se convirtió en Rey, siempre utilizó como apellido "Artois". Durante la Revolución Francesa se fue de Francia junto con su padre, entonces Conde d'Artois, sirviendo en el ejército de emigrados de su primo, José Luis, Príncipe de Condé, entre 1792 y 1797. Posteriormente se unió al ejército ruso, y en 1801 fijó su residencia en Inglaterra, donde permaneció durante trece años. Durante ese tiempo mantuvo una relación amorosa con una mujer inglesa, Amy Brown Freeman, con quien tuvo dos hijas a quienes reconoció sólo en su lecho de muerte: María Carlota de Borbón, Condesa d’Issoudun, casada con el Príncipe Fernando de Faucigny-Lucinge; y Luisa María de Borbón, Condesa de Vierzon, casada con Carlos de Charette, Baron de la Contrie. En 1814, el Duque partió para Francia. Sus modales franco y abierto le ganó algún favor con sus compatriotas, siendo nombrado Comandante en Jefe del ejército en París por el Rey Luis XVIII. Sin embargo, fue incapaz de mantener la lealtad de sus tropas, retirándose a Gante durante la guerra de los Cien Días. El 24 de abril de 1816 en Nápoles, Carlos Fernando se casó con la Princesa María Luisa de Nápoles y Sicilia, hija mayor de Francisco I de las Dos Sicilias y de la Archiduquesa María Clementina de Austria. De dicho matrimonio nacieron cuatro hijos: Princesa Luisa Isabel de Francia; Príncipe Luis de Francia; Princesa María Teresa d’Artois, casada con el Duque Carlos III de Parma; y Enrique d’Artois, Duque de Burdeos y Conde de Chambord. El 13 de febrero de 1820 el Duque de Berry fue apuñalado y herido de muerte, al salir junto a su esposa de la ópera en París, por un talabartero llamado Luis Pedro Louvel. Murió al día siguiente, a los 42 años de edad. Siete meses después de su muerte, la Duquesa dio a luz a un hijo, Enrique. La Duquesa de Berry se vio obligada a seguir al Rey Carlos X en su exilio a Inglaterra en julio de 1830, pero con la intención de regresar rápidamente e intenter asegurar el trono para su hijo. De Inglaterra se trasladó a Italia, y en abril de 1832 desembarcó cerca de Marsella, pero, al no recibir apoyo, se vio obligada a trasladarse a Vendée y Bretaña. Sus seguidores, sin embargo, fueron derrotados, y, tras permanecer oculta durante cinco meses en una casa en Nantes, fue entregada al gobierno y encarcelada en el castillo de Blaye. Allí dio a luz a una hija, fruto de su matrimonio secreto con un noble italiano, el Conde Ettore Lucchesi Palli. El anuncio de este matrimonio a su vez privó a la Duquesa de la simpatía de sus seguidores. Luego de ser liberada se dirigió a Sicilia, para unirse a su esposo, vivió retirada de la política hasta su muerte, en Brunnsee Austria, el 17 de abril de 1870, a los 71 años de edad.

domingo, 8 de mayo de 2011

PRINCESA SOFIA DE FRANCIA.

Sofía de Borbón. Nació el 05 de agosto de 1776 en el Palacio de Versalles durante el reinado de su tío paterno, Luis XVI. Hija de Carlos Felipe de Francia, Conde de Artois, y de la Princesa María Teresa de Saboya. En la corte era conocida como la señorita de Angulema y la señorita de Artois. Su padre, como hijo del Delfín de Francia, tenía el rango de Nieto de Francia. Luis XVI declaró que su sobrina y sus hermanos se considerarían como nietos de Francia a pesar de no haber nacido de un Rey o Delfín de Francia. Este rango le permitió a Sofía el tratamiento de Alteza Real. Sofía murió en el Palacio de Versalles el 05 de diciembre de 1783 a los 7 años de edad, siendo sepultada en la Basílica de Saint Denis de París.

sábado, 7 de mayo de 2011

PRINCESA MARIA JOSEFINA DE SABOYA. CONDESA CONSORTE DE PROVENZA. REINA CONSORTE DE FRANCIA.

María Josefina de Saboya. Nació el 02 de septiembre de 1753 en el Palacio Real de Turín. Hija de Víctor Amadeo III de Saboya, Rey de Cerdeña, y de la Infanta María Antonia de España. María Josefina se casó por poderes el 16 de abril de 1771 en el Reino de Cerdeña, su tierra natal. Posteriormente y en persona, se casó el 14 de mayo de 1771 en el Palacio de Versalles, con Luis Estanislao de Borbón, Conde de Provenza. Tras su matrimonio, la joven se convirtió en la Condesa de Provenza. Su marido era considerado en la corte como una persona fea, ignorante y tediosa. Por tal motivo, Luis Estanislao supuestamente fue rechazado por su nueva esposa. Actualmente se sabe que esos rumores fueron inventados por los partidarios de María Antonieta, quien rivalizaba con María Josefina y su hermana, casada con el Conde d'Artois. Algunos historiadores dicen que el matrimonio nunca fue consumado debido a la supuesta impotencia de su esposo, o a su poca predisposición a dormir con su esposa, debido a su falta de higiene personal. Al parecer, nunca se cepillaba los dientes, depilaba sus cejas, ni utilizaba perfume. En una ocasión declaró que su esposa estaba embarazada, con el sólo propósito de fastidiar al Delfín y a su esposa María Antonieta, los cuales aún no habían consumado su matrimonio. El Delfín y su hermano, no mantenían una buena relación de amistad, peleándose a menudo, al igual que sus esposas. El Conde de Provenza puso en duda la legitimidad del primer hijo de María Antonieta y hasta el nacimiento de su segundo hijo, el Conde hizo todo lo posible para promoverse a sí mismo como el más adecuado para ser el próximo en línea de sucesión al trono. Su matrimonio fue uno de los tres matrimonios franco-saboyano que se producirían en cuatro años: el suyo, el primero, fue seguido por el su hermana, la Princesa María Teresa, que se casaría con su cuñado, el futuro Rey Carlos X de Francia, Conde d'Artois. El último matrimonio fue entre su hermano mayor, el Príncipe Carlos Manuel de Saboya con Clotilde de Francia, casados en 1775. A la muerte del Rey Luis XV en 1774, su cuñado se convirtió en el Rey Luis XVI. María Josefina quedó embarazada en dos ocasiones en 1774 y 1781, pero ambos terminaron en abortos involuntarios. Sin hijos y sin influencia política, vivió una vida bastante aislada en Versalles. Allí los encontró la revolución francesa. Durante la revolución, María Josefina y su esposo vivieron en Palacio de Luxemburgo, mientras que el resto de la familia real permaneció en el palacio de las Tullerías. La pareja escapó a los Países Bajos austriacos. En 1791 María Josefina se trasladó a Alemania. El 08 de junio de 1795, Luis XVII de Francia, el único hijo sobreviviente de Luis XVI de Francia y María Antonieta, murió mientras estaba en prisión en el Templo, y el 16 de junio, la corte francesa en el exilio proclamó al Conde de Provenza como el nuevo Rey de Francia, Luis XVIII. Por lo tanto, María Josefina se convirtió en la Reina consorte de Francia. En 1798, María Josefina aún vivía en Schleswig-Holstein, Alemania. Se negó a asistir a la boda de su sobrina, María Teresa con su sobrino, Luis Antonio d'Artois, Duque de Angulema. La Princesa María Josefina de Saboya, Reina consorte de Francia, murió el 13 de noviembre de 1810 a causa de un edema en Hartwell House, Inglaterra, residencia de la familia real francesa. Rodeada en sus últimos días por la mayoría de la corte francesa, pidió perdón por los errores que pudo haber cometido, sobre todo a Luis, asegurándole que no le guardaba rencor. El cortejo fúnebre fue seguido por la familia real británica, y su cuerpo fue sepultado en la Capilla de Nuestra Señora en la Abadía de Westminster. Su cuerpo fue trasladado un año después por orden de Luis y seputaldo en el Reino de Cerdeña, en la Catedral de Cagliari.

viernes, 6 de mayo de 2011

PRINCIPE LUIS CARLOS DE FRANCIA. DELFIN DE FRANCIA. DE IURE REY LUIS XVII DE FRANCIA.

Luis Carlos de Francia. Nació el 27 de marzo de 1785 en Versalles, Francia. Desde su nacimiento hasta 1789 fue conocido como Luis Carlos, Duque de Normandía. Hijo del Rey Luis XVI de Francia y de la Archiduquesa María Antonieta de Austria. De acuerdo con las leyes dinásticas, cuando su padre fue ejecutado el 21 de enero de 1793, durante la Revolución Francesa, el niño se convirtió en el Rey Luis XVII de Francia y Navarra a los ojos de los realistas, sin embargo, para entonces Francia era una República, por lo tanto nunca gobernó. Tras la muerte de su hermano mayor, Luis José, en junio de 1789, Luis Carlos se convirtió en el nuevo Delfín de Francia. El 06 de octubre de 1789 la familia real se vio obligada a abandonar Versalles e instalarse en las Tullerías en París, donde pasó los siguientes dos años. La familia vivía una vida tranquila y María Antonieta dedicó la mayor parte de su tiempo a sus hijos, especialmente el pequeño Delfín. El 21 de junio de 1791 tras el intento fallido de fuga hacia Austria, la familia fue obligada a regresar a París. El 13 de agosto, la familia real fue encarcelada en la torre del templo. Al principio, sus condiciones no fueron muy duras pero vivían como prisioneros, y su apellido fue cambiado de Borbón a Capetos. El 03 de julio, el pequeño Delfín fue separado de su madre, y entregado al cuidado de Antoine Simon, que había sido nombrado su tutor por el Comité de Seguridad General. El 19 de enero de 1794 su tutor abandonó su cargo, y el niño quedó abandonado en la prisión. Según la leyenda nadie visitó al Delfín durante seis meses, viviendo en total abandono. Posteriormente se le asignó un nuevo tutor, y desde entonces el niño mejoró su aseo y vestimenta. Se le permitía salir a caminar por la azotea de la torre. En mayo de 1795 el prisionero estaba gravemente enfermo, siendo asistido por un médico de la familia. Luis Carlos de Borbón, Delfín de Francia, murió el 08 de junio de 1795 en París, Francia. Se sospechó que el niño fue envenenado. Sin embargo la autopsia indicó que el mismo había fallecido de una infección en los ganglios linfáticos. Su cuerpo fue sepultado en el cementerio de Santa. Margarita, sin señalar el lugar exacto de sepultura. Inmediatamente después de ser anunciada la muerte del Delfín, corrió el rumor de que había escapado. Lamentablemente, la familia real no hizo ningún intento serio de averiguar la verdad. Incluso su hermana no llevaba luto por su muerte. Cuando la monarquía borbónica fue restaurada en 1814, cientos de demandantes se dieron a conocer. Los aspirantes a herederos reales continuaron apareciendo en toda Europa durante las décadas posteriores y algunos de sus descendientes todavía tienen pequeños séquitos de seguidores en la actualidad.

jueves, 5 de mayo de 2011

PRINCIPE LUIS JOSE DE FRANCIA. DELFIN DE FRANCIA.

Luis José de Francia. Nació el 22 de octubre de 1781 en Versalles, Francia. Hijo del Rey Luis XVI de Francia y de la Archiduquesa María Antonieta de Austria. A su nacimiento se convirtió en el Delfín de Francia, acontecimiento largamente esperado en el Reino. Por otro lado, su nacimiento, arruinó las esperanzas de su tío de convertirse en un futuro en Rey de Francia. Tras su nacimiento fue puesto al cuidado de Geneviève Poitrine, una de sus nodrizas. Posteriormente Geneviève fue acusada de transmitirle la tuberculosis al joven Delfín. Sus padres siguieron muy de cerca su educación. El niño era descripto como muy brillante para su corta edad, sin embargo, su salud era muy frágil. En abril de 1784, cuando tenía sólo tres años de edad, Luis José sufrió varias veces de fiebre elevada. Por temor, fue trasladado al Castillo de La Muette, que tenía la reputación de que allí el aire poseía propiedades curativas. El tratamiento pareció funcionar, sin embargo un año más tarde, el niño regreso al mismo lugar, donde recibió una inoculación. Esta vez su salud quedó muy debilitada. En 1786, volvieron las fiebres, pero su familia le prestó menor importancia. Estas fiebres sin embargo, fueron los primeros síntomas de la tuberculosis. Además de sus problemas de salud, el Delfín presentaba problemas para caminar, que era causado por una curvatura de la columna, lo que fue tratado mediante el uso de corsés. En enero de 1788, la fiebre se hizo más frecuente y la enfermedad progresó rápidamente. El joven Delfín, Luis José de Francia murió el 04 de junio de 1789 en Meudon, Francia, a los siete años de edad. Su cuerpo fue sepultado en la Basílica de Saint-Denis, donde su tumba, junto con muchas otras tumbas de los Borbones, fue destruida durante la Revolución Francesa. A su muerte el título de Delfín pasó a su hermano menor, Luis Carlos, Duque de Normandía. Leer fonéticamente

miércoles, 4 de mayo de 2011

PRINCESA SOFIA ELENA DE FRANCIA.

Sofía Elena de Francia. Nació el 09 de julio de 1786 en Versalles, Francia. Hija menor del Rey Luis XVI de Francia y de la Archiduquesa María Antonieta de Austria. Recibió su nombre en honor a su tía abuela, Sofía de Francia, sexta hija del Rey Luis XV que había muerto cuatro años antes. Como la hija del Rey, Sofía era una Hija de Francia, ocupando el tercer lugar en importancia después de su madre la Reina y su hermana mayor María Teresa, conocida como Madame Royale. Sofía era una bebé robusta, pero su frágil salud se vio afectada por la tuberculosis. Murió el 19 de junio de 1787 en Versalles luego de sufrir durante cinco o seis días de convulsiones causadas por el corte de los dientes nuevos. Sólo tenía once meses de edad. Su muerte causó mucho pesar a sus padres. Su cuerpo fue sepultado en la Basílica de Saint Denis, al norte de París. Escuchar

martes, 3 de mayo de 2011

REY LUIS XVI DE FRANCIA.

Luis de Borbón. Nació el 23 de agosto de 1754 en Versalles, Francia. A su nacimiento recibió el título de Duque de Berry. Hijo de Luis, Delfín de Francia, y de la Duquesa María Josefa de Sajonia. Luis Augusto tuvo una infancia difícil, porque sus padres sólo se preocupaban por su hermano mayor, el brillante y atractivo Luis, Duque de Borgoña, quien murió a la edad de nueve años en 1761. Luis Augusto era niño fuerte y sano, pero muy tímido. Sobresaliente en sus estudios, estaba interesado en las nuevas tierras de América, la historia, la geografía y la astronomía. Hablaba con fluidez italiano e inglés. Otras de sus aficiones eran la caza y la cerrajería. A la muerte de su padre, a causa de la tuberculosis el 20 de diciembre de 1765, Luis, de once años de edad, se convirtió en el nuevo Delfín. Su madre, que nunca se recuperó de la pérdida de su marido, murió el 13 de marzo de 1767, también de tuberculosis. La estricta y conservadora educación recibida, no lo preparó para el trono, heredado en 1774 tras la muerte de su abuelo. El 16 de mayo de 1770, a la edad de quince años, Luis Augusto se casó con la Archiduquesa María Antonieta de Austria, de catorce años de edad, hija menor del Emperador del Sacro Imperio Romano Germánico Francisco I y de la Emperatriz María Teresa. Este matrimonio fue recibido con cierta hostilidad por el público francés. Inicialmente en matrimonio no se consumó, debido a la timidez de Luis. Por otro lado, el miedo a ser manipulado por su esposa a favor de Austria, lo llevó a comportarse con frialdad hacia ella en público. Con el tiempo, la pareja consumó el matrimonio, aunque durante varios años no produjeron hijos. Finalmente tuvieron cuatro hijos: María Teresa; Luis José; Luis Carlos; y Sofía Elena. Cuando Luis XVI subió al trono en 1774, todavía no tenía 20 años. El Reino estaba endeudado y el resentimiento del pueblo hacia la monarquía iba en aumento. Por otro lado el Rey no estaba capacitado para gobernar en esas circunstancias. Luis XVI convocó los Estados Generales el 08 de agosto de 1788, fijando fecha de apertura para el 01 de mayo de 1789. Esta convocatoria fue uno de los acontecimientos que transformaron el malestar general económico y político del país en la Revolución Francesa, que se inició en junio de 1789, cuando el Tercer Estado declaró unilateralmente la Asamblea Nacional. La toma de la Bastilla el 14 de julio sirvió para reforzar y hacer hincapié en este cambio radical en la mente de las masas. En la primavera de 1776, Vergennes, Secretario de Relaciones Exteriores, vio la oportunidad de humillar a Gran Bretaña, así como recuperar los territorios perdidos durante la Guerra de los Siete Años, mediante el apoyo a la Revolución Americana. Luis XVI fue convencido por Benjamín Franklin para enviar en secreto suministros, municiones y armas de fuego, e ir a la guerra con Gran Bretaña. España y los Países Bajos pronto se unieron a los franceses. La ayuda francesa fue decisiva para obligar al ejército británico a rendirse en la batalla de Yorktown en 1781. Los estadounidenses obtuvieron su independencia, y el Ministerio de la Guerra reconstruyó el ejército francés. Sin embargo, los británicos derrotaron a la flota francesa en 1782 y defendió con éxito la isla de Jamaica. Francia ganó poco con el Tratado de París de 1783 que puso fin a la guerra, a excepción de las colonias de Tobago y Senegal. Louis estaba completamente decepcionado con su objetivo de recuperar Canadá. La guerra costó 1.066 millones de libras, financiado por nuevos préstamos a interés alto. Como resultado se impusieron nuevos impuestos. Luis XVI también alentó grandes viajes de exploración. En 1785, financió una expedición de vela alrededor del mundo. El 05 de octubre de 1789, una turba iracunda de las mujeres que trabajaban en París fue incitada por los revolucionarios y marcharon hacia el Palacio de Versalles, donde vivía la familia real. El Rey y su familia fue llevado por la multitud al Palacio de las Tullerías en París. Inicialmente, después de la separación de la familia real, Luis mantuvo un cierto nivel de popularidad por consentir a muchas de las reformas sociales, políticas y económicas de los revolucionarios. A medida que la revolución se hizo más radical y las masas se volvieron más incontrolables, varias figuras principales de la revolución inicial comenzaron a dudar de sus beneficios. Luis había designado al Barón de Breteuil para actuar como plenipotenciario, frente a jefes de estados extranjeros en un intento de lograr una contrarrevolución. El 21 de junio de 1791, Luis intentó huir en secreto con su familia desde París a la ciudad de Montmédy en la frontera noreste de Francia. Sin embargo, las fallas del plan y la falta de rapidez fueron responsables del fracaso de la fuga. La familia real fue arrestada en Varennes, tras ser reconocidos. Luis XVI y su familia fueron llevados a París, donde llegaron el 25 de junio. Vistos con recelo como traidores, fueron puestos bajo arresto domiciliario en las Tullerías. El 27 de agosto, Leopoldo II del Sacro Imperio y el Rey Federico Guillermo II de Prusia, intentaron salvar a la familia real. Luis XVI, fue arrestado oficialmente el 13 de agosto de 1792, y enviado al templo, una antigua fortaleza en París que se utilizó como prisión. El 21 de septiembre, la Asamblea Nacional declaró a Francia como una República y abolió la monarquía. El 11 de diciembre, el depuesto Rey fue llevado a comparecer ante la Convención y a escuchar su acusación, una acusación de alta traición y delitos contra el Estado. El 15 de enero de 1793, la Convención, compuesta de 721 diputados, votó el veredicto. Dada la abrumadora evidencia de colusión de Luis con los invasores, el veredicto fue evidente, culpable y condenado a muerte. El lunes 21 de enero de 1793, despojado de todos los títulos honoríficos, el ciudadano Luis Capeto fue decapitado en la guillotina en la Plaza de la Revolución. Pronunció un breve discurso en el que reafirmó su inocencia y perdonó a los responsables de su muerte. Se declaró dispuesto a morir y oró para que el pueblo de Francia evitara un destino similar. Su esposa, la Reina María Antonieta de Francia, corrió la misma suerte. Su hija, María Teresa, futura Duquesa de Angulema, sobrevivió a la Revolución Francesa, y en Roma presionó enérgicamente para la canonización de su padre como un santo de la Iglesia Católica.

lunes, 2 de mayo de 2011

PRINCESA ISABEL DE FRANCIA.

Isabel de Francia. Nació el 03 de mayo de 1764 en Versalles, Francia. Hija menor de Luis, Delfín de Francia, y de María Josefa de Sajonia. Fue criada por María Luisa de Rohan, Condesa de Marsan e institutriz de los hijos de Francia. Recibió una buena educación. Era una habilidosa jinete, se interesaba por el arte, y varios de sus dibujos se conservan hoy en el museo del Palacio de Versalles. Isabel era profundamente religiosa. Se dedicó a su hermano, el Rey Luis XVI, y se negó a casarse ya que de haberlo hecho debería dejar la corte. En 1777, se sugirió un matrimonio con el Emperador José II del Sacro Imperio, pero ella se negó con el consentimiento de su hermano. Isabel y su hermano Carlos Felipe, Conde d'Artois, fueron los más acérrimos conservadores de la familia real. A diferencia de Artois, que por orden del Rey, salió de Francia el 17 de julio de 1789, tres días después de la toma de la Bastilla, Isabel se negó a emigrar cuando la gravedad de los hechos establecidos por la Revolución Francesa se hicieron evidentes. Luego de la marcha de las mujeres a Versalles el 05 de octubre de 1789, y la transferencia de la familia real al palacio de las Tullerías en París, se quedó con el Rey y su familia, en lugar de con sus tías, Adelaida y Victoria, en el castillo de Bellevue, cerca de París. Fue fiel a la pareja real, y era inflexible en cuanto a la posibilidad de imponer limitaciones a los poderes de la Iglesia y la Monarquía. En febrero de 1791, optó por no emigrar con sus tías Adelaida y Victoria. Sin embargo acompañado de la familia real en su fallido intento de fuga, el 20 de junio de 1791, siendo detenidos en Varennes. Durante el asalto al Palacio de las Tullerías, se mostró a la multitud, que la confundió con la Reina. El 10 de agosto de 1792, cuando los insurgentes atacaron las Tullerías, siguió el Rey y su familia, buscando refugio en la Asamblea Legislativa, donde fue testigo, más tarde ese día, del destronamiento de su hermano. Toda la familia se trasladó a la torre del templo tres días después. Tras la ejecución del Rey el 21 de enero de 1793 y la separación de su sobrino, el joven "Luis XVII" del resto de la familia el 03 de julio, Isabel se quedó con María Antonieta, y María Teresa, Madame Royale, en su departamento en la torre. La Reina fue llevada a la Conciergerie el 02 de agosto de 1793, y ejecutada el 16 de octubre. La última carta de María Antonieta, escrita en las primeras horas del día de su ejecución, fue dirigida a Isabel, pero nunca le llegó. Isabel y María Teresa se mantuvieron en la ignorancia de la muerte de María Antonieta. Isabel no era considerada como peligrosa por Robespierre, y el plan original había sido la de desterrarla de Francia. Ella pasó sus últimos días con María Teresa, cuidando de ella. El 09 de mayo de 1794, sin embargo, ella fue transferida a la Conciergerie y llevada ante el Tribunal Revolucionario. Fue acusada de ayudar al Rey, de enviar fondos a los emigrados y de alentar la resistencia de las tropas reales durante los acontecimientos del 10 de agosto de 1792. Fue condenada a muerte y guillotinada al día siguiente. Tenía treinta años de edad. Fue ejecutada junto con 23 otros hombres y mujeres, que habían sido juzgados y condenados al mismo tiempo que ella. Su cuerpo fue sepultado en una fosa común en el Cementerio Errancis en París. En el momento de la Restauración, su hermano Luis XVIII, busco sus restos, pero los cuerpos estaban tan descompuestos que ya no era posible identificar unos de otros. Un medallón la representa en la Basílica de Saint Denis. En los círculos monárquicos, su vida privada ejemplar suscitó admiración. Isabel fue elogiada tanto por su carácter benéfico, como por su devoción familiar y la fe en la iglesia católica.